Carretillas contrapesadas eléctricas Mitsubishi de ULMA

Destacados

Carretillas contrapesadas eléctricas Mitsubishi de ULMA

Publicado 11 febrero, 2014

ULMA Carretillas Elevadoras  presenta la nueva generación de carretillas contrapesadas eléctricas para 4 y 5 toneladas de carga de Mitsubishi; la renovada serie FB40-50(C) 2S incorpora hasta 7 modelos distintos, entre los que se incluye la línea [ECO] modelos Ecológicos configurados para maximizar la eficiencia energética ofreciendo el máximo rendimiento de la carretilla en aplicaciones estándar y la línea [PRO] modelos Progresivos que proporcionan una velocidad de desplazamiento y de elevación más altas, para cumplir con los niveles de rendimiento más exigentes.

Con una capacidad de carga que abarca desde las 4 hasta las 5 toneladas, estas carretillas utilizan tecnología trifásica AC de última generación, lo que brinda niveles de rendimiento de sus motores extremadamente altos, además la gestión espacial del sistema de control de la carretilla reduce al mínimo la longitud y el número de líneas necesarios para conectar las diferentes piezas, del mismo modo, la cantidad de tubos hidráulicos se ha reducido considerablemente al conectar los componentes del modo más directo posible con el bloque hidráulico.

Los modelos PRO de la nueva serie FB de Mitsubishi incluyen carretillas de hasta 600 mm de centro de distancia de carga, permitiendo así un aumento muy significativo en la capacidad de carga residual. Han sido equipados con un eje de dirección extraordinariamente potente, diseñado específicamente para aplicaciones en exterior, así como con grandes neumáticos. Las ventajas que proporcionan los modelos progresivos permiten obtener niveles de rendimiento muy exigentes con grandes cargas tanto dentro como fuera del almacén, prestaciones similares a las que ofrecen las carretillas térmicas de similares características.

La serie FB40-50(C) ofrece una estabilidad única gracias a su bajo centro de gravedad y la integración del eje de conducción en el contrapeso y a su sistema de control en curvas, incluso en velocidades altas.

La ergonomía ha sido igualmente adaptada y optimizada. El operario puede ajustar la altura y el ángulo de la robusta columna de dirección en un único movimiento manual.

El reposabrazos montado en el asiento, que ofrece múltiples variantes en altura y dirección longitudinal, añade confort para el operario, reduciendo significativamente la fatiga del conductor.