Xylazel ha colaborado en el FSC Friday 2015

Destacados

Xylazel ha colaborado en el FSC Friday 2015

Publicado 28 septiembre, 2015

Xylazel, empresa química del grupo Zeltia, ha colaborado en los talleres de educación ambiental del FSC Friday 2015, cita anual de la gestión forestal responsable que este año se ha celebrado en Madrid, el pasado 25 de septiembre. Xylazel participó en los talleres didácticos de bricolaje que se durante la jornada, entre ellos, el Taller bricolaje beneficiarios Fundación Síndrome de Down Madrid, patrocinado por la Fundación Txema Elorza, que se impartió para 15 beneficiarios con síndrome de Down. Buscando la integración y la normalización en las actividades y en la sociedad, se realizó un taller integrador con dos proyectos simultáneos: construcción de cajas nidos y macetero de madera. Los beneficiarios trabajaron por equipos en estos dos proyectos con el fin de potenciar su atención, mejorar la psicomotricidad (fina y gruesa) y trabajar valores de superación e integración para potenciar sus habilidades.

La empresa participó también en el Taller geolocalización de cajas nido en el Parque Forestal Adolfo Suárez y Taller bricolaje “Creación de cajas nido”. Para la organización de los talleres simultáneos se realizaron dos grupos de 75 niños aproximadamente que a su vez se organizará en otros más pequeños. Cada taller tuo una duración aproximada de 1,5 horas y se contó con la intervención de 5 monitores para el taller de bricolaje en el Aula de Educación Ambiental, y de 7 monitores para la actividad en el exterior con la ayuda de los profesores de cada colegio.

La actividad “Geolocalización de cajas nido” consiste en la búsqueda de los lugares idóneos para la puesta de cajas nido, con la utilización de GPS y mapas en papel. FSC España comentó cuál es su labor y habló de la importancia de los bosques, sus funciones, materiales que proceden de él y el porqué de la gestión forestal responsable.

Por otro lado, el taller “Creación de cajas nido” consiste en la construcción de nidos de madera procedente de fuentes sostenibles. Se establecieron cinco puestos de trabajo y equipos de cinco niños por nidal. El reto será el de construir 15 nidales por taller. Los niños pudieron entender cómo, con los productos que vienen del bosque, se pueden fabricar casas para que los pájaros puedan criar y guarecerse en ellas. Posteriormente, se buscó una ubicación para ellos en el parque.