Novedades

Construcción

Publicado 20 marzo, 2014

El sector español de la construcción enlaza tres años seguidos con una caída del 10%

CONSTRUCCION-3-okLa actividad constructora española, en todas sus vertientes, ha caído en 2012 un 10%. Esta recesión, del mismo porcentaje en 3 años consecutivos, requiere de búsqueda de campos competitivos. Algunas soluciones pasan por la exportación y  potenciar la rehabilitación de viviendas.

La caída más significativa ha correspondido al segmento de obra civil, el cual ha disminuido en torno al 20%, tendencia que se prolongó en 2013, año en el que se ha producido una nueva contracción del volumen de negocio en el conjunto del sector, estimada entre el 2% y el 3%, según el último informe sectorial de la consultora DBK.

También la edificación residencial seguirá mostrando una clara tendencia a la baja, estimándose una caída de la producción en torno al 5% en 2012. El precio de los inmuebles ha continuado disminuyendo, en un contexto en el que sigue existiendo un gran estoc en venta.

La edificación no residencial registra un comportamiento menos desfavorable que en años anteriores, de manera que para este segmento la caída estimada en 2012 es del 3%. Igualmente, el segmento de rehabilitación y mantenimiento ha registrado un descenso de entre el 3% y el 4% en 2012.

Las empresas con mayor capacidad financiera y un bagaje técnico más sólido seguirán centradas en la diversificación sectorial e internacional. El foco de atención continuará estando en América, Asía y África, zonas en las que buena parte de los países se encuentran en una fase de expansión económica y requieren del desarrollo de todo tipo de infraestructuras, tanto en lo que respecta a obra civil como a edificación.

En los próximos años la actividad constructora seguirá viéndose penalizada por la  disminución de la inversión pública en infraestructuras y la desfavorable situación económica, previéndose descensos de la producción tanto en el segmento de obra civil como en el de edificación.

La caída de la construcción en España continuará al menos hasta este año 2014 y será el único país de su entorno en el que la actividad no se recuperará durante este período.

Concentración de la oferta

CONSTRUCCION-2-okEn enero de 2011 se identificaban en el sector 94.210 compañías, excluyendo las empresas sin asalariados, un 9% menos que a principios de 2010.

El número de ocupados se situó en el primer trimestre de 2012 en 1,19 millones registrando una caída superior a 300.000 trabajadores respecto al mismo período de 2011 y de cerca de medio millón respecto a 2010.

Andalucía y Cataluña son las comunidades donde operan un mayor número de empresas constructoras. Las dos comunidades concentraban en torno al 31,5% del total en enero de 2011, situándose a continuación Madrid y la Comunidad Valenciana, con el 11,1% y el 10,5%, respectivamente.

En los últimos años se ha venido registrando una progresiva concentración del volumen de negocio sectorial en los grupos de mayor dimensión, al mismo tiempo que se ha registrado la salida del mercado de empresas pequeñas y medianas,  sobre todo de empresas orientadas al segmento de edificación.

La estructura de la oferta está integrada por un amplio número de operadores, a pesar de la fuerte disminución del número de empresas registrada en los últimos años. Más del 85% del número total de compañías con asalariados cuenta con plantillas inferiores a los 10 empleados.

Los seis principales grupos reunieron de forma conjunta en 2011 el 8,2% del valor de la producción en España, y el 94,4% del valor de la producción en el extranjero. Cabe destacar que la concentración es mayor en el segmento de obra civil que ene el de edificación, donde es frecuente que operen empresas de muy reducido tamaño.

Los principales actores de la Distribución de materiales y herramientas para la construcción van consolidando sus posiciones en nuestro mercado. Cadenas como BigMat, BdB, Grup Gamma o La Plataforma de la Construcción, además de importantes suministros para la industria y la construcción, están aguantando el tirón, posicionándose en distintas provincias, y trabajando de acuerdo con el proveedor para llegar más y mejor al cliente final.

Retroceso de la producción

CONSTRUCCION-1-okSegún el informe de DBK, el valor de los trabajos de construcción en España mantuvo en 2011 la tendencia a la baja observada en los tres ejercicios anteriores, registrando un retroceso del 8%, hasta los 136.000 millones de euros.

Todos los segmentos de actividad contabilizaron tasa de variación negativas, si bien destacó la caída registrada en el de obra civil, como consecuencia de las restricciones presupuestarias en las diferentes Administraciones públicas. Así, el valor de la producción disminuyó un 16% en 2011, situándose en 41.500 millones de euros.

La edificación residencial también experimentó un notable deterioro, al registrar una caida del 6,6% en 2011, hasta situarse en 35.000 millones de euros.

El número de viviendas iniciadas disminuyó un 29,8%, situándose en 86.957 unidades, lo que contrasta con las más de 760.000 viviendas iniciadas en 2006 mientras que las terminadas cayeron hasta 179.351, lo que supuso un descenso del 34,9% respecto a 2010.

Tanto el subsegmento de edificación no residencial como el de rehabilitación y mantenimiento registraron disminuciones en 2011, del 4,9% en el primer caso, y del 1,4% en el segundo.

El deterioro del mercado español ha hecho que en los dos últimos años continuara el proceso de internacionalización de las empresas. Así, en términos comparables, el valor de los trabajos de construcción en el exterior volvió a registrar un incremento de dos dígitos en 2011.

En este entorno, la salida de nuestros fabricados está, sobre todo, en la exportación. Tanto los mercados emergentes como los más exigentes de la unión Europea, acogen nuestras herramientas y proyectos, por su calidad y solvencia.

La actual crisis económica, la dura política de recortes por parte de la Administración Pública y la falta de crédito han conducido a una caída sin precedentes en la Unión Europea del sector de la construcción, provocando la desaparición de cientos de miles de pequeñas y medianas empresas y la destrucción de millones de puestos de trabajo.

Translate »